es
  • Image 01

    ¡Descubre sensaciones completamente diferentes!

  • Image 02

    ¡Atrévete a cumplir tus fantasías más perversas!

  • Image 03

    ¡Encuentra a un amante que logre complacer tus deseos!

  • Image 04

    ¡Conoce los fetiches más secretos de las personas!

  • Image 05

    ¡Entra a un mundo lleno de erotismo y sensualidad!

  • Image 06

    ¡El camino al placer sólo depende de ti!

Blogs del usuario

rider35 H
En busca de mujer o grupo de mujeres que quieran hacer lo que les dé la gana conmigo, me gusta el bondage y quisiera probar el pegging
rider35 Feb 2
Bristhe M


Hoy vamos a hablar de la sumisión virtual, un tema que realmente a muchos no les gustará ya que a mí me gusta llamar las cosas por su nombre, y al menos para mí es un tema complicado. He tenido que vivir diariamente que me  escriba gente en las redes sociales y me cuenten lo tormentosa que ha sido este tipo de relación, ya que se han hecho castillos en el aire pensando que sería algo idílico, para darse cuenta que  la magia terminó por ser algo que no esperaban; ya sea porque la distancia desgastó la  relación o porque simplemente el Amo se aburrió de algo que transportaba  a ambos a nada.

Dentro de la sumisión virtual hay dos grupos que pueden desprenderse: La absoluta y la parcial. Cuando hablamos de la parcial nos referimos a la que lleva en parte el contacto ya sea por teléfono o por computadora pero que a la vez permite que ambos en algún momento lleven la relación al plano presencial. Al hablar de la relación virtual absoluta nos encontramos con un muro enorme de diferencia. Para mí el BDSM primeramente  requiere el conocimiento absoluto de ambas partes. Cuando alguien me escribe y pregunta: "¿Cómo puedo encontrar  un Amo?" "¿Cómo puedo encontrar una sumisa?". La  primera recomendación que doy es: "Sé tú mismo". O sea, si te llamas Antonio, ve como Antonio. Si te llamas Teresa, ve como Teresa, no vayas ni de Amo ni de sumisa, piensa que es el primer encuentro que tendrás con alguien ya sea virtual o presencial. Después puedes ir desarrollandote en el rol que te identifica para asumirlo de mejor forma, el error que muchos cometen es presentarse como el "Máster of the Másters" o como "la mejor sumisa del mundo", esto hablando desde lo que es virtual ofrece. Llevo un tiempo escribiendo este blog y en Facebook, y cuando alguien que no es "nada mío" me escribe tratándome de "mi Señor o mi Amo" lo primero que les digo es que no soy nada de ellos, que lean mi nombre y me traten por él; a menos que sea menor que yo y sienta comodidad al referirse de una manera formal está bien (aunque me haga sentir viejo) pero podemos llegar a ser buenos conocidos pero jamás llegaremos a tener una relación D/s de manera virtual ya que al menos para mí no es algo sustentable.

Hay muchas sumisas que teniendo problemas para vivir el BDSM, ya sea porque su familia no lo entiende, porque su pareja no lo acepta, porque simplemente no tiene pareja o porque ha visto las películas o leído las "Cincuenta sombras de Grey" quieren vivir el BDSM de manera rápida y creen que haciéndolo virtualmente va a ser el descubrimiento de una mina de oro pero lamentablemente no lo será. Buscando un modelo idílico (no digo que no pueda encontrar a una buena persona) pero la mayoría de los que dicen ser Amos virtuales son simplemente pseudos que juegan con los sentimientos de una sumisa que entrega su sumisión al primero que le dijo: "Desde ahora eres mi puta y harás lo que yo diga". Personas que simplemente no les importa si pueden hacer daño o no, solo se dan el festín de disfrutar lo que el ciberespacio le regaló y gracias a esto hay muchas sumisas que terminan dañadas porque el pseudo amo desapareció del planeta, cambió mail, cerró su cuenta en la red social con F y cambió la tarjeta SIM de su teléfono. Lamentablemente hay gente así que no les importará lo que puedas llegar a sentir. Si percibes que quién está jugando contigo en una relación virtual no tiene la misma dependencia que tú hacía él, lo más probable que termines dañada.

La sumisión virtual tiene una forma de funcionar muy sencilla en lo que se hace. El Amo cuando ya se establece ese tipo de relación lo que hace es darle órdenes a la sumisa y ésta las cumple mientras la cámara está encendida y todos felices. Lógicamente esto tiene una doble lectura. La parte sumisa tiene unas sensaciones que no tiene con su pareja real, y el hecho de que haya una persona que le diga: "Ahora mastúrbate, ahora ponte este tipo de ropa, pinta tus labios de tal color", hace que esté en un estado constante de excitación. Mientras que la parte Dominante está todo el día pensando cosas para decirle y puede ser muy excitante pero de manera lógica eso crea una dependencia. Si realmente la unión es potente y ambos tienen pareja ese hecho hará que se distancien ya que el tiempo que quisieran estar juntos no será el suficiente para hacer que esa relación se potencie o también puede hacer que ambos se distancien de sus parejas reales y se destruya una relación de tiempo dejando a los cuatro destruidos y para que decir si hay niños de por medio. El ser humano si quiere vivir algo y en su relación real no se lo dan lo lógico es que busque en otro lugar lo que necesita, y si eso que necesitas te lo dan en otro lado cuando lo requieres te atrapa al igual que la red a los peces y vas a querer más, y llegará un punto en el que verás el abismo; al verlo dirás: "¡Ufffff! ¿Cómo llegué aquí?". Ten por seguro que el 99,99% de los casos no se avanza, sino que se retrocede y esa relación virtual que has tenido y te ha llenado tanto se termina y terminas destruida. Puede también que sean muy honrados y se digan lo que les pasa pero solo se dará si desde el principio han sido sinceros, y se puedan ir sorteando las circunstancias, así irán conociendo sus problemas y entendiendo para de alguna manera ir poniendo una fecha de caducidad en la relación. Claro, igual terminará causando daño pero a la vez serás consciente de que todo lo que empieza también tiene un final. También está como decía antes, el que guardará secretos y solo se dedicará a vivir el momento sin importar cuán involucrada puedas estar en la relación. Repito, la sumisión virtual puede ser muy excitante, muy atrayente pero también tiene sus problemas.

Hay muchas sumisas que me escribe y dicen: "Es que mi Amo lo único que hace es pedirme fotos desnuda, que me masturbe todo el día, que haga tal o cual cosa". Es una forma de funcionar normal; lógicamente si yo ordeno a mi sumisa cuando no estamos juntos que se masturbe de tal forma, que se coloque pinzas en los pezones, la sensación más acertada va a ser que me muestre para saber si está obedeciendo ya que me puede decir que lo ha hecho y no hizo nada de lo que le dije. Es complicado decir qué está bien o qué está mal pero como decía es la manera de funcionar cuando no estás presente para ver si tú requerimiento fue cumplido. Funcionar de esta manera tiene un riesgo ya que estás haciendo una serie de vídeos o de fotografías que estás mandando a esa persona que apenas conoces y que te puedes encontrar que ese contenido esté en cualquier sitio de la red, que te pueda causar algún chantaje y cause algún problema a tu privacidad. Ahora sí no quieres hacerlo no entres en una relación virtual, ya que si piensas que por estar a Miles de kilómetros de distancia no te causará problemas, pues, te estás equivocando.

Pasiones Prohibidas ®


Bristhe Feb 1 · Valorar: 5 · Comentarios: 3
Bristhe M

Parece una práctica tierna y hasta infantil. Se trata de jugar a ser animal (incluso disfrazarse como alguno) e imaginar que el acto sexual es como la mascota que eligieron. Aunque no lo creas, se trata de una práctica my común en países europeos y en los Estados Unidos, aunque en México y Latinoamérica es prácticamente desconocido y los pocos que realizan este juego sexual lo hacen a escondidas, como parte de la relación Dominado - Sumiso dentro del BDSM ( Bondage Disciplina Sado Masoquismo).

Sumisión y dominio

Al ser una variante sado uno de los integrantes tiene que asumir el papel de sumiso y el otro dominante. Al imaginar que son animales uno debe fingir ser el dueño y el otro la mascota o el animal.

Se trata de una actividad sexual cuya base es el rol entre dueño y mascota. Las reglas se definen desde el principio y son inalterables durante el juego.

Requiere entrenamiento

Aunque parezca algo sencillo, tanto el entrenado como "su animal" requieren entrar en mood y creerse su papel. Se ayudan con disfraces, caricias, premios y juguetes propios de las mascotas. La tarea del dominado es imitar lo mejor posible su animal predilecto. Hay muchos animales comunes que los entusiastas del juego mascota asumen. Algunos ejemplos son los roles de perros, gatos, conejos, aves cerdos, caballos y muchos otros animales de compañía.

Solo actuación

El pet pley no incluye el uso de animales de verdad, eso está prohibido. Tampoco es de vital importancia que exista coito, la parte medular del juego es la dominación. La sensación de sentirse "superior" a su mascota y tener el control absoluto. Tampoco está permitido el consumo de drogas durante la práctica del pet play, nadie puede ser forzado a realizar algo que no le gusta y está terminantemente prohibido la participación de menores de edad.

Marco Oderus, blogero y aficionado al juego mascota, escribe en su blog: "Para mí, una de las mayores razones por las que me gusta el juego del animal doméstico, además de simplemente ser divertido, es que refuerza al Propietario con una relación de propiedad. Los animales no humanos son propiedad y están totalmente dependientes de su dueño.

"Ellos se alimentan cuando el propietario decide y sólo entonces. Sus juguetes y la atención médica son totalmente dependientes del propietario recordando y haciendo. Esta relación es a menudo también verdadera, de la vida real. El esclavo se alimenta después de su propietario ha comido. Usan lo que sus deseos Propietario, duerme cuando y donde su propietario les dice, y sigue las reglas de su propietario dicta.

"La única diferencia es que sus mascotas no humanos no dan su consentimiento. Usted los elige y puede traer a casa a su antojo. Para mí, ser un animal, es ser ´menos que humanos´ refuerza la dominación de mi Dom de mí. Ella es la dueña y totalmente humano. Soy un cachorro. Su cachorro", escribe Oderus.

Exploración sexual

El pet play es una forma más de exploración sexual, un juego para divertirse un rato antes de la relación coital. En el pet play existen variantes y la más conocida es el pony play, donde hombres y mujeres juegan a ser caballos. Sorprendentemente, a muchas personas estos juegos pueden producirles gran excitación. Parece increíble pero hay quienes nacen con un "instinto animal" que solo pueden ser expresados a través del juego de roles. Muchas veces pasa del juego a ser un estilo de vida.

Algunos de los elementos que integran esta práctica son:

    •  Restringir comunicación verbal, tal vez sólo a ciertas palabras o sonidos de animales, tales como "guau!" O "miau".

    •  Comer y beber en trastes sin el uso de las manos y / o los cubiertos.

    •  Aprender a usar una caja de arena en lugar de un inodoro, o incluso al salir a la calle.

    •  Jugar con juguetes para gatitos cachorros o perros.

    •  Mendicidad en la forma del animal con el que se identifica, como un cachorro lloriqueando.

    •  Jaulas

    •  Simulan comida animal. Para ello hay muchas maneras:golosinas, carne con catsup, atún. Sin embargo nunca consumen alimentos hechos para el animal, es solo el juego.

Atuendo pet
Algunos de los elementos que se incluyen dentro de este juego son arneses, colas acrílicas, bozales, orejeras y otros artefactos que forman parte de un animal domado. A los practicantes de este juego les gusta vestirse, alimentase en una jaula, ser montados y rechinar. Aunque sí es una actividad erótica no necesariamente termina en sexo.

Fetiche deshumanizante
La mayor parte de  las "transformaciones en animales", distan mucho del juego BDSM tradicional. En el Pet play no hay humanos esclavos. Hay una diferencia entre la mascota (deshumanizante en un papel simplista), los papeles sumisos tradicionales (hacer como trabajador, como siervo) y los artefactos auxiliares (objetos inmóviles).

¿Bueno o malo para la salud?
Un estudio publicado en el Journal of Sexual Medicine donde se encuestó a 902 personas que practican el BDSM y 434 personas que prefieren el llamado sexo "convencional" (no BDSM). Cada persona llenó cuestionarios sobre su personalidad, el bienestar general, la sensibilidad al rechazo y el estilo de apego en las relaciones. Los participantes no eran conscientes de la finalidad del estudio.

El resultado fue sorprendente quienes practicaban el juego de la esclavitud obtuvieron mejores resultados en su salud mental: "Son más amigables, menos neuróticos, más alertas, más conscientes y sensibles al rechazo. En general son más seguros en sus relaciones y tienen mejor bienestar general", advirtió Andreas Wismeijer, psicólogo de la Nyenrode Business University en los Países Bajos y el autor principal del estudio.

La conclusión es que...
Las prácticas eróticas consensuadas no son buenas ni malas, simplemente se tratan de alternativas para ejercer la sexualidad. Para algunos puede servir a ser más conscientes y comunicativos en sus deseos sexuales, otros lo ven como algo anormal. Ambas posturas están en lo correcto. Es tan sencillo como que a unos les gusta el heleado de chocolate y otros el de vainilla. Lo saludable de la sexualidad es ejercerla de forma libre, responsable y sin complejos.

Pasiones Prohibidas ®

Bristhe Ene 30 · Valorar: 5
albertfeet H
Soy hombre de 18 años, sumiso y obediente de Monterrey, México, si te interesa contactame en ajitpaifree(arroba)gmail(punto)com
Bristhe M

Charla Relaciones Ms & Fiesta BDSM

 

Sé parte de una tarde de Charla y disfruta con nosotros por la noche on fiesta de juegos BDSM.

5pm Charla sobre relaciones Master&slave.

9pm Fiesta de juegos BDSM

Lugar: Sauna Oráculo, Avenda 7 y calles 5-7. San José centro.

Codigo de vestimenta: libre

Puedes traer tus juguetes.

Protocolo: bajo, para comportamiento social.

El costo de la entada incluye Charla y Fiesta.


Bristhe Ene 28 · Tags: invitación
Bristhe M


Algunos creen que un Tutor debe formar a la tutelada como sumisa. Esto es un error. La finalidad última de un Tutor consiste en guiar a la sumisa y darle los conocimientos suficientes para que encuentre el mejor Amo posible para ella, según su carácter, sus necesidades, sus tendencias, sus circunstancias, etc. Es a su futuro Amo al que le corresponderá formarla como su sumisa, no al Tutor. El Tutor ha de guiar a su tutelada sobre todo para que se conozca a sí misma como sumisa, sus tendencias, sus límites etc., en definitiva capacitarla para saber qué tipo de Amo debe elegir.


Tampoco es labor de un Tutor el buscarle un Amo a su tutelada. Debe aconsejarle sobre cómo hacerlo y eventualmente ayudarle a elegir el mejor Amo posible según sus circunstancias, pero la elección ha de hacerla ella, con la ayuda y el consejo del Tutor, eso sí.


Partimos de la base de que un Tutor es una persona honesta, por lo tanto una de las utilidades del Tutor es darle a la futura sumisa los conocimientos y las herramientas necesarias para evitarle en lo posible los desaprensivos y predadores de sumisas que tanto pululan en la red. Pero aquí nos encontramos con el problema de siempre: ¿Quién protege a la sumisa del Tutor? Por eso insisto en que una aspirante a sumisa debería elegir a su Tutor sobre todo por su SOLVENCIA MORAL antes que por sus conocimientos o la fama que pudiera tener.


Un Tutor también sirve para minimizar las nefastas consecuencias de un error muy extendido en las sumisas que empiezan en este mundo. Suele ocurrir que las sumisas primerizas en lugar de leer primero buenas páginas formativas sobre BDSM se dedican a leer relatos muy atractivos y estimulantes pero deformadores de la realidad. El resultado de todo ello es, que las sumisas llegan a nuestro mundo con una idea equivocada de lo que es la sumisión. El Tutor le servirá para sacarla de los errores e ideas equivocadas sobre lo que es el BDSM y sobre la realidad de su papel de sumisas.


Generalmente las sumisas, al principio, cuando descubren a través de internet y sus lecturas sus fantasías, sufren a veces la imperiosa necesidad de entregarse, lo que hace que frecuentemente se precipiten en la elección del Amo que no les conviene, cayendo en manos de desaprensivos sin escrúpulos. En este aspecto el Tutor le sirve de barrera, formándola y preparándola para que elija su Amo de la manera más juiciosa posible.


¿Qué impulsa a un Dominante a convertirse en Tutor?


-          Una vocación pedagógica.


-          Aprender: nada instruye tanto como el mismo hecho de enseñar.


-          Lo que todos suponen: que la mayoría de los tutores lo que en realidad buscan es tener una sumisa más para la cuadra. ¿Cómo minimizar este problema en lo posible? Lee el siguiente párrafo, a continuación.


¿Cómo elegir el mejor Tutor?


- Desconfía del “tutor” que ya el primer día quiere practicar contigo. Antes de la primera sesión con tu Tutor tienes mucho camino por recorrer. Las prácticas (si decides hacerlas), son el último eslabón de tu aprendizaje, NO el primero.


- Antes de decidirte, conoce primero a tu futuro Tutor: Lee lo que escribe, lo que se habla de él, pregunta.


- Dale prioridad al Amo que quiera hacer su tutoría junto con su sumisa, puede evitarte muchos abusos. Al menos pídele a tu Tutor poder hablar con su sumisa (se supone que normalmente la tiene).


Las señales han sido dadas y depende de cada quien aceptar o no estos consejos. Solo quiero decirles a quienes se inician en este andar: No todo lo que brilla es oro, mantén tus ojos abiertos y aprende lo más que puedas. Pasiones Prohibidas ®


Bristhe Ene 27
Bristhe M


Un Tutor BDSM, es una persona que instruye, guía y hasta cierto punto dirige a otra en un determinado rol o tendencia BDSM. También se puede tutelar el aprendizaje de un determinado aspecto de ese rol.

La finalidad de la tutoría es ante todo pedagógica. Por ello el Tutor en principio NO domina, al menos de manera continuada, se podría admitir que de manera puntual lo hiciera, pero sólo a efectos de enseñanza, nunca para su propia satisfacción como dominante. Una tutelada está bajo los consejos de su Tutor, no bajo sus órdenes.

En la Red he visto que se usa también un término relacionado: El “Mentor” y la “pupila”. Parece ser que el Mentor es aquél que sólo aconseja sin ir más allá. No hay ningún compromiso de seguir con sus enseñanzas. Tampoco realiza ninguna clase de prácticas. Y por supuesto NO domina en ningún momento.

Resumiendo y para aclarar conceptos, estableceremos tres niveles: el MENTOR aconseja, el TUTOR dirige y el AMO domina.

¿Qué diferencias hay entre un Tutor y un Amo?

Un Amo educa a su sumisa para que sea feliz en su sumisión hacia él, en función de los gustos y necesidades de ambos. Un Tutor educa orientando la formación de su tutelada casi exclusivamente en función de ella, su carácter y su tendencia, sin que para nada tenga en cuenta sus propias tendencias o sus necesidades.

La finalidad de la educación de una sumisa es la sumisión a su propio Amo, la actual y la futura. En cambio a la tutelada se le educa en la sumisión en general, pero teniendo en cuenta su carácter y sus tendencias como sumisa, pues se supone (aunque ya sé que es mucho suponer) que encontrará a un Amo cuyas tendencias se ajustarán en lo posible a sus necesidades y carácter sumiso.

Aunque la tutoría suele llevarla a cabo una sola persona (lo más frecuente es la modalidad de la tutoría de una persona Dominante hacia otra sumisa), recomiendo vivamente, si ello es posible, que la sumisa del Tutor intervenga también como parte activa en la tutoría. Y ello por las siguientes razones:

·         -Con esta modalidad de tutoría, la tutelada tiene una visión más completa y equilibrada de la sumisión al ser tutelada por dos tendencias complementarias.

·         La sumisa entiende mejor a otra sumisa porque ambas son de la misma tendencia y además del mismo sexo. Es normal que se establezca una mayor confianza entre ambas.

·         La sumisa con Amo ha recorrido el camino que ella va a recorrer. Es evidente que el Amo NO lo ha hecho (excepto que haya pasado por una tendencia sumisa anterior). Esto facilita una mayor complicidad entre ambas.

·         Por último, y quizá la ventaja más importante de esta modalidad de tutoría consiste, en que la probabilidad de abusos por parte del Tutor disminuye notablemente debido a la presencia de la sumisa del mismo en todo el proceso.

1.      Etapas de una tutoría completa

Aunque la tutoría puede realizarse en sólo un determinado aspecto del BDSM, estos consejos tratan de ayudar a realizar una TUTORÍA COMPLETA. Es decir, la clase de tutoría de la que hablo está indicada para una sumisa que no conoce apenas nada del mundo BDSM y que se le guía en un proceso que se supone termina cuando encuentra a su Amo.

IMPORTANTE: Las etapas que PROPONGO no son compartimentos estancos, pueden solaparse. El orden en que están expuestas tampoco es inamovible.

1) Adquisición de conocimientos básicos de BDSM. El Tutor le guiará en las lecturas que le permitirán la adquisición de contenidos imprescindibles, resolviendo dudas y aclarando conceptos.

2) Instrucción en las normas, costumbres, procedimientos y protocolo del mundo BDSM.

3) Exploración de posibles tendencias reales en sesiones puntuales: Introducción a las diferentes técnicas y conocimiento del sentimiento de sumisión.

4) Análisis y conocimiento de la tendencia:

-¿La tendencia sumisa es una necesidad real y profunda o es sólo una fantasía pasajera?.

-¿Qué nivel quiere para su sumisión?:¿Siente la necesidad de una relación 24/7 o sus necesidades se limitarán a hacer sesiones?.

-¿Se siente sólo sumisa o también Dominante?.

-Etc

5) Introducción y presentación de la tutelada en la sociedad BDSM. Acompañamiento y asistencia a comidas y fiestas.

6) Elección del Amo:

-Si es su deseo anunciarse, ayudarle en la redacción del anuncio como sumisa aconsejándola sobre cómo y dónde publicitarse.

-Si la tutelada manifestara el deseo de tener su propio blog, su Tutor podría instruirla en su confección.

-Sugerencias sobre cómo responder a los candidatos a Dominantes.

-Las conversaciones. El uso del Messenger y programas de Chat. Defensas contra el asedio.

-Ayudarle de la manera más imparcial y objetiva posible en la elección de su Amo.

-Por último hacer de enlace de seguridad en las primeras sesiones con su futuro Amo.

7) FIN: Una vez que la tutelada ha elegido su Amo, la labor orientadora del tutor ha terminado. Lo normal es que el Tutor pase a ser un amigo y confidente.

Soy partidario de que antes de comenzar una tutoría, Tutor y tutelada hablen lo más exhaustivamente posible sobre ella. Por ejemplo, antes de empezar debería hablarse sobre...

·         Cuánta dedicación va a emplear el Tutor. Cuánto va a durar esa dedicación.

·         Qué tipo de tutoría va a llevarse a cabo, si va a ser completa o parcial.

·         Si va a ser una tutoría sólo sobre los aspectos teóricos del BDSM o va a haber también dominación, sesiones, prácticas, protocolos etc y hasta qué nivel (ver el siguiente párrafo al respecto).

¿Es ético que un Tutor domine y hasta realice sesiones con su tutelada?

Actualmente en la red existe una gran controversia sobre si es ético que un Tutor domine a su tutelada y si puede realizar o no sesiones con la misma. Al respecto quiero hacer dos reflexiones:

1)      ¿Si la sumisa no pasa por la experiencia de una sesión, cómo va a saber qué tipo de sumisión quiere, qué nivel desea, los límites que quiere para su sumisión y en consecuencia (y esto es lo más importante) qué tipo de Amo necesita?

2)      ¿Si una sumisa sólo necesita que se le enseñe sobre la teoría del comportamiento sumiso, por qué elegir a un Dominante como Tutor, no sería más lógico elegir para ello una sumisa? Con ello disfrutaría de la ventaja (que no tendría en el caso de disponer de un Dominante como Tutor), de que una sumisa entiende mejor a otra sumisa, porque ambas son de la misma tendencia y además del mismo sexo. ¿Entonces por qué elegir un Dominante como Tutor? La respuesta es evidente: Porque sólo con un Dominante puede sentir la dominación, aunque sea sólo en ciertos momentos puntuales, cosa difícil de sentir con una sumisa (excepto que ésta sea switch).

Sin embargo hay una cosa que un Tutor siempre ha de tener en cuenta si ejerce su dominio sobre la tutelada: que su dominación y las sesiones que pudiera haber deberían dirigirse exclusivamente a la práctica y demostración de las diferentes técnicas, en ningún caso para el disfrute del Tutor.

Es importante que el Tutor y su tutelada intenten ser lo más asépticos posible en su relación, tratando de no implicarse emocionalmente. Sé que esto es difícil, pero al menos debería intentarse.

¿Quiere esto decir que un Tutor NO puede convertirse, nunca, en ningún caso, en el Amo de su tutelada?: En absoluto, un Tutor puede perfectamente llegar a ser un día el Amo de su tutelada, si ése es el deseo de ambos. Todo ello con la condición de no utilizar su ascendencia sobre ella para influir en la decisión.

Por otra parte, es lógico que cuando la sumisa encuentre un Dominante, lo compare con su Tutor. El Tutor siempre será un patrón de medir, eso es inevitable, pero el Tutor debe influir en su tutelada para que lo haga con la mayor objetividad posible. Debería ser lo suficientemente honesto para recordarle que él, sólo por ser su Tutor y por ser el primer Dominante que seguramente haya conocido, no es necesariamente el mejor Amo posible para ella.

¿Qué características debería reunir un tutor?

En ningún caso un Amo o sumisa, pueden nombrarse Tutores a sí mismos. No hay títulos homologados de Tutor. A mi entender es la sumisa la que juzga quién es un buen Tutor para ella (luego explicaré con qué criterios y de qué modo ha de hacerlo).

La primera virtud que se exige a un dominante es la del respeto. A un tutor también. Pero yo haría especial hincapié en una virtud que es consecuencia directa del respeto: la HONESTIDAD:

El Tutor debe ser honesto para:

·         No considerar la tutoría como una manera de conseguir sexo fácil.

·         No influir en la persona tutelada para hacer de ella un miembro más de su “cuadra”.

·         No limitar la tutoría sólo a la parte “práctica“.

·         Que en la práctica y demostración de las diferentes técnicas se haga especial hincapié en la enseñanza de las mismas, en lugar de hacerlas para el disfrute del Tutor.

·         No desviar la sumisa hacia un tipo de sumisión que no es apropiada para ella, pero que al Dominante le gusta.

·         Ir paso a paso, con el ritmo y el nivel que cada sumisa requiere y no el ritmo y el nivel que a él le plazca.

·         Formar a su tutelada de la manera más completa posible, según sus limitaciones.

·         No abandonar la tutoría cuando a él le plazca, por cansancio o capricho.

·         Recordarle frecuentemente a la sumisa que su estilo de dominación no es el único y verdadero, que seguramente el Amo que elija la dominará de manera diferente.

Debe ser persona de cierta experiencia, esto es evidente. ¿Cuánta?, cuánta más mejor, pero serán más importantes sus Virtudes Morales que su experiencia. Hay que tener sobre todo en cuenta, que la tutelada, suele ser una persona sin ninguna experiencia en el mundo BDSM y por lo tanto de fácil manipulación, por ello la solvencia moral del Tutor es primordial.

Debe disponer de suficiente tiempo para dedicar a su tutelada. Además debe tener cierta madurez emocional y ser una persona responsable, nunca un ser inmaduro que sea incapaz de un mínimo de constancia.

Si la persona tutelada manifiesta a su Tutor el deseo de realizar sesiones, éste debería ser especialmente delicado con una sumisa que normalmente empieza su andar en el BDSM. La primera sesión es especialmente delicada y marcará a la futura sumisa para siempre. La primera sesión es para muchas cosas, pero NO para hacer maravillas. Sólo un Tutor estúpido desplegará en ella los que él supone extraordinarios conocimientos en una sesión que sobre todo debe estar dedicada a que a la sumisa descubra su sumisión. Si la sumisa es primeriza, lo primero que intentará conseguir un Tutor inteligente es que esté lo más tranquila posible en su entrada a este mundo apasionante, del que su Tutor sabe que ha fantaseado mucho, pero que más que sus fantasías ha de lograr su tranquilidad y su confianza.

Bristhe Ene 27
Bristhe M

Encontrar un compañero no es tan fácil, requiere tiempo y paciencia. He notado el crecimiento de una nueva tendencia, la de gente que establece relaciones de dominación/sumisión demasiado rápido poniendo un collar en el cuello del otro solo tras unas pocas semanas de conocerse e incluso días. La gente se precipita dentro de este tipo de relación sin pensar realmente lo que tienen entre manos.

Precipitarse dentro de una relación e incluso de una actividad meramente física no es una buena idea. Hay mucho más dentro de una relación D/s, de ser Dominante o sumiso que el la propia sensación física (eso incluye las relaciones de pareja). Una sesión en la que cualquier persona sumisa se someta a las órdenes y acciones de un dominador , no sólo afecta a la sumisa físicamente, sino también mental y emocionantemente. Cuesta mucho poner toda la esperanza para someterse a las órdenes de otro. Es necesaria mucha paz interior para poder relajarse lo suficiente para disfrutar de esas sensaciones físicas. Se necesita mucha esperanza en la relación y autoestima para someterse a otra persona fuera de la mera relación física. Esto se cimenta con el tiempo y el conocimiento de los propios deseos y los de la contraparte, y eso no llega en una noche. Las personas deben darse cuenta de esto y darse el tiempo necesario para entender lo que realmente buscan y encuentran en ellos mismos.

Parece que mucha gente piensa que encontrar una pareja BDSM sigue unas reglas distintas que encontrar otra “normal”, y eso no es completamente cierto. Cuando buscamos una pareja “normal”, empezamos con el proceso de las citas: período de tiempo en que las personas tratan de conocerse mejor todo lo que puede, conversan sobre todo, pasan tiempo juntos. Sexo puede o no entrar dentro de este acercamiento. Encontrar una sumisa o un Dominante funciona del mismo modo, aunque aquí el período de citas es llamado negociación, pero la mecánica es la misma. Buscas lo que le gusta al otro y si los gustos son compatibles. Esto, por supuesto, no ocurre en unos pocos días, implica tiempo, y este tiempo en el que se conoce al otro es el que ayuda a decidir si vale la pena o no comenzar o seguir con la intimidad lograda.

En Internet, una persona puede encontrar gente (en chats o webs) que se dedica 24/7 a su relación BDSM y quieren lo mismo para ellas. Ellos suspiran por la intimidad y seguridad que una relación establecida proporciona. También suspiran por las sensaciones físicas que esas sesiones proporcionan a los que las disfrutan y la euforia de los que las cuentan. Lo que siempre se olvida es que esas relaciones son fruto de una inversión de tiempo de sus componentes, no surgen en un suspiro como relación estable, llena de confianza y amor.
Muy a menudo preguntan cuál es el mejor modo para encontrar tu compañero de juegos. Mi única respuesta es la de perder tiempo en ello, hablar mucho y aprender todo lo que puedas sobre el otro. De este modo encontrarás tu compañero, tu pareja. No encontrarás compañero que se acople a ti si él o ella no sabe que es lo que realmente buscas. Date el tiempo que necesitas para aprender todo lo que necesitas y te evitaras roturas de corazón y desengaños emocionales. Muévete demasiado rápido y estarás haciendo los preparativos perfectos para un fracaso. Mantén la misma ética que utilizarías para buscar una pareja “normal” al buscar una pareja BDSM, y seguro que encontrarás el perfecto compañero para ti. Por ejemplo, si tú prefirieras no tener sexo en la primera cita con alguien, lo más comprensible sería que no quisieras tener una sesión en el caso de la primera cita D/S. Si lo que preferirías sería empezar como amigos hasta llegar a una relación mucho más intima, haz lo mismo con tu potencial pareja BDSM.

Tómate tu tiempo y después pregúntate si ha valido la pena la paciencia y el esfuerzo.

Pasiones Prohibidas ®

Bristhe Ene 26 · Valorar: 5 · Tags: aportes
LightYagami MODERADOR
*BDSM o SEXO fácil ?*
La gente que busca sexo fácil, encuentra un mundo infinito dentro del BDSM, aprovecha la inexperiencia de personas novatas, cada vez es más fácil lograr ese tipo de sexo aduciendo ser DOMINANTE.
El problema es que, esa misma gente que cae en la trampa, luego anda diciendo que el supuesto BDSM no le gustó, cuando en realidad no vivió nada que pueda aproximarse si quiera a lo que es la dominación, solo fue estafada por oportunistas, es típico confundir sexo fácil con la sumisión.
Hay personas que pueden sesionar con quien sea que les diga que es dominante, pero hay un punto muy importante para poder vivir ese mar de sensaciones que nos brinda el BDSM y ese punto es generar un pequeño lazo de confianza, de empatía y/o tal vez una breve amistad previa.
Creo que es simple, el “NO”, gracias es o debería ser el filtro para alejar a esta gente estafadora del medio. Ahora si esta te engaña aduciendo conocer el “BDSM” y a la hora de la verdad solo busca el sexo creo que culpa absoluta del engañado.
Siempre lo mejor será tomarse el tiempo necesario para conocerlo, hablar, saber qué es lo que desea o sabe sobre las prácticas que uno piensa realizar o experimentar.
Si bien nada te da garantías, excepto que la persona sea recomendada por alguien conocido, quizás los encuentros que organizan las páginas sean un buen lugar de conocer y charlar con gente y tener más conocimiento, pero como en todo hay que probar. El nivel de información y la gran lucidez de la gente hace que difícilmente alguien caiga en engaños, el filtro es natural y altamente efectivo.
FÁCIL... Nada menos interesante que lo fácil, lo que fácil se consigue, fácil elude lo verdaderamente real y así pasan los minutos, las horas, los días. Buscando eso complejo que encaja en nuestro deseos, pero al vivir esa FACILIDAD cada vez nos alejamos más de lo que en verdad buscamos.
Es cierto que el sexo femenino sufre de acosos que no son precisamente los que esperan en una relación con características o los conceptos del BDSM, sino puramente sexual. Lo sé porque eso también influye al momento de intentar una relación Amo/sumisa, los miedos y la desconfianza de las sumisas surgen de experiencias anteriores donde fueron engañadas.
Me he cansado de escuchar a sumisas que sufren el acoso y/o violencia por parte de pseudos Amos y Doms que se filtran en este grupo buscando sexo fácil o buscando volcar sus fracasos personales de una forma totalmente violenta. En algún momento me pregunté cómo podríamos protegerlas y descubrí que "El hambre se junta con las ganas de comer". No basta con que enseñemos a cruzar la calle, hay que aprender. Nadie jamás pudo correr antes de aprender a caminar.
“Que el miedo no te frene a la hora de probar cosas diferentes. Investiga, infórmate, libera tu mente, descubre, sabiéndote segura, no dañes tu deseo de sumisión”.
Pasiones Prohibidas ®️
LightYagami Ene 21 · Valorar: 5 · Tags: o sexo facil, bdsm
LightYagami MODERADOR
Hay cosas que debemos tratar, si bien es cierto no todos los que intregan este oscuro mundillo llamado BDSM son acosadores, vamos a encontrarnos con personas que si lo son y qué disfrutan ese papel. La idea de este artículo es encender las alarmas y aprender a reconocerlos para librarnos de aquellos que tienen está figura.
Cabe señalar que es una serie que aún no sé cuántos artículos tomará pero iremos exponiendo casos de personas que lo han vivido y que a través de sus experiencias podamos aprender para mantenernos a resguardo.

1 ¿Qué es un acosador?
Antes de entrar en este apartado, debemos dejar claro que cualquiera puede ser maltratado o maltratador, si se dan las circunstancias adecuadas. No son las personas perturbadas las que ejercen mayoritariamente la violencia, sino gente bien normal. Sin embargo, existe una figura que por sus características de personalidad es particularmente dañina y destructiva en cualquiera de los entornos sociales que frecuenta, ya sea en el círculo de amigos, en el trabajo o en la pareja. Todos en algún momento de nuestra vida, hemos conocido alguien así, es ese matón de instituto que pide el dinero del bocadillo, es el jefe que ejerce demandas imposibles a sus empleados, es el amigo que entiende la amistad como una forma de servidumbre. Son particularmente atraídos hacia ciertas profesiones donde se ejerce la autoridad: policía, abogado, médico, o simplemente encargado de alguna empresa, y siento decirlo ven en el BDSM un paraíso personal, ya que confunden la dominación con el despotismo. Son individuos particularmente peligrosos y por ello les dedicamos un apartado completo. No tienen un género definido, son hombres y mujeres por igual, aunque sí hay diferencias en cuanto sexos en la forma de comportarse. Son acosadores, o para usar un término más técnico: “psicópatas socialmente integrados”. Quizá nunca cometan un crimen legalmente punible, pero rozan los límites de las normas sociales no escritas. Yo les llamo “encantadores de serpientes”, porque son hábiles en atraer hacia ellos todas miradas, pero llevan dentro un veneno letal.

El acosador prototípico es egoísta y egocéntrico, tiene graves problemas para sentir empatía. (He mencionado anteriormente la palabra empatía, pero no he explicado su significado. Sería la capacidad de ponerse en el lugar del otro, de sentir las emociones que otras personas experimentan en un determinado momento). Su autoestima es narcisista, tienen una falsa imagen de sí mismos como personas superiores a los demás, pero detrás de esa fachada, se ocultan graves carencias emocionales. Para mantener su ego inflado, necesitan la admiración de los otros y la consiguen gracias a que son socialmente muy hábiles y brillantes, apareciendo como personas encantadoras, simpáticas y divertidas. Estas personas necesitan sentirse poderosos para mantener la fachada de superioridad y para conseguirlo destruyen a los que caen bajo su encanto. Son incapaces de establecer una relación de pareja sana y madura y son personas muy inseguras y dependientes. Alternan periodos de gran actividad y dinamismo eufórico con otros de depresión y autocompasión sin límites y son propensos al abuso del alcohol y otras substancias.

El acosador, es más habitualmente atraído por un rol dominante, que le otorga ese áurea de poder que necesita, pero también puede ejercer de sumiso sin que cambien en lo esencial las tácticas que utiliza.

Es muy difícil descubrir a un acosador sin conocerle bien, porque su pose bien estudiada y su habilidad para ganarse la simpatía de los demás, les hace aparecer como la pareja perfecta. Es precisamente ese juego de parecer maravillosos cara a la galería, el que deja a la víctima (en este caso sí hablaremos de víctima) más indefensa.
LightYagami Ene 21 · Tags: acosadores, bdsm
Páginas: «« « ... 3 4 5 6 7 ... » »»